lunes, junio 23, 2008

La opiniones son como los culos: todo el mundo tiene una.

(No me identifico con el filólogo de la tira. Supongo que seré un híbrido asqueroso de filólogo e ingeniero...)

Via: El Listo